Nikkei retrocede por toma de utilidades y por cautela de inversionistas con el índice acercándose a los 11.000 puntos

El índice Nikkei de la bolsa de Tokio cerró con una caída del 0,83% con exportadores como Honda Motor Co golpeados por un yen más fuerte, mientras los inversores se volvían cautos antes de la temporada de resultados en Estados Unidos y Japón. El yen extendió su apreciación contra el dólar y tocó un máximo de un mes, apoyado por especulaciones del mercado acerca de que una bancarrota de Japan Airlines podría llevar a algunos flujos de repatriación de fondos en moneda japonesa.

Así, el Nikkei perdió 90,18 puntos y cerró en 10.764,90. El índice ha retrocedido tras tocar la semana pasada un máximo de 15 meses, impulsado por lo que los operadores dijeron eran compras de inversores extranjeros. El Topix por su parte, perdió un 0,8%.

Existe cierta aversión al riesgo en niveles de 11.000 puntos por parte de los inversionistas y los indicadores técnicos muestran ciertas señales de debilidad con un índice que ha rentado sobre el 50% desde marzo de 2009. Sin embargo, la presi{on alcista persiste y es probable que en el corto plazo veamos al Nikkei buscar niveles de 12.000 puntos.

Deja una respuesta