Acciones chilenas se desploman de la mano de caída del sector commodities

El principal índice accionario chileno sigue mostrando su ya clásica debilidad. Gráfico en temporalidad mensual nos vuelve a llevar a los máximos de 2007 cuando la bolsa local alcanzaba la zona de los 3.500 puntos.

En este momento, el índice bursátil vuelve a testear la zona de soporte de largo plazo representada por banda inferior de Bollinger para una media móvil simple de 50 meses y dos desviaciones estándar en torno a los 3.575 puntos.

Por su parte, los indicadores técnicos RSI y MACD siguen operando la baja cerca de zona de sobreventa, por lo que es muy probable que la bolsa nacional se encuentre muy cerca de su piso de largo plazo, por lo que hay que estar atentos a la señal de compra.

Los comentarios están cerrados.